Críticas a la actualización de WhatsApp para favorecer el intercambio de datos con fines comerciales

Redes Sociales 10 de enero de 2021 Por Redacción 1
Al pedir WhatsApp a sus usuarios que aceptaran sus nuevos términos actualizados, autorizan al servicio de mensajería a compartir los datos de los usuarios con Facebook y facilitar el comercio electrónico.
52141889_303
Los usuarios deben aceptar las nuevas condiciones o serán excluidos como usuarios de WhatsApp

El servicio de mensajería WhatsApp anunció el jueves a sus más de dos mil millones de usuarios sus términos actualizados, lo que permitiría a la aplicación compartir más datos de usuarios con su empresa matriz Facebook.

Los términos incluyen facilitar el comercio electrónico a través de WhatsApp, en un intento de Facebook  de monetizar el servicio de mensajería. 

Los nuevos términos permitirían a los usuarios de WhatsApp Business utilizar las funciones actualizadas en la Unión Europea y el Reino Unido, dijo un portavoz de la empresa a la agencia de noticias AFP

WhatsApp pidió a sus usuarios que aceptaran los nuevos términos y condiciones o no tendrían acceso a la aplicación.

Usuarios molestos por los nuevos términos

Los defensores de la privacidad criticaron duramente la actualización, y advirtieron que los nuevos términos no eran legales.

Arthur Messaud, abogado de La Quadrature du Net, una asociación que de más de 70 organizaciones y entidades que defiende a los usuarios de Internet, dijo a la agencia de noticias AFP que la actualización obligaba ilegalmente a los usuarios a aceptar la violación de sus datos si querían seguir usando el servicio de mensajería.

"Si la única forma de rechazar (la modificación) es dejar de usar WhatsApp, el consentimiento es obligatorio ya que el uso de datos personales es ilegal", dijo.

La actualización ha provocado enojo entre algunos usuarios de WhatsApp, que están considerando cambiarse a otros servicios de mensajería instantánea. El jefe de Tesla y multimillonario Elon Musk recurrió a Twitter para pedir a las personas que cambiaran a aplicaciones como Signal.

A las pocas horas del anuncio de WhatsApp, la aplicación de mensajería Signal dijo que estaba atravesando por  una sobrecarga de nuevos usuarios.

Signal fue desarrollado por activistas de privacidad de datos para implementar una política de remitente encriptado, ocultando los metadatos de los mensajes, que normalmente podrían revelar el remitente, el receptor y el tiempo de los mensajes.

Presión de los reguladores
WhatsApp alguna vez se consideró un software seguro de mensajería instantánea, gracias a su cifrado de extremo a extremo. 

Los políticos de la Unión Europea utilizaron la aplicación durante las negociaciones del Brexit, lo que dio lugar al término "diplomacia de WhatsApp". Más tarde, la Comisión Europea cambió de rumbo, instando a sus empleados a cambiar a Signal, citando preocupaciones de privacidad. 

En mayo de 2020, el comisionado de privacidad de datos de Alemania, Ulrich Kelber, desaconsejó el uso de WhatsApp en los ministerios e instituciones federales e instó a los organismos gubernamentales a respetar la protección de datos. 

La empresa matriz de WhatsApp, Facebook, ha estado en curso de colisión con los reguladores en los Estados Unidos y la UE durante años, y la situación llegó a un punto crítico a fines de 2020.

En diciembre, la Comisión Federal de Comercio de EE. UU. y 48 estados presentaron en diciembre una demanda contra Facebook por violar las leyes de competencia, acusando al medio social de monopolio del mercado.

La UE también multó a Facebook con 110 millones de euros (entonces 120 millones de dólares) por engañar a sus usuarios sobre el poder de la compañía para vincular cuentas entre sus otros servicios luego de su controvertida adquisición de WhatsApp.

Facebook se hizo cargo de WhatsApp en 2014, dos años después de comprar el servicio de fotografía Instagram









Newsletter